translation

La puerta de Shamballah (el corazón: la habitación de Dios)


Blog para promover un movimiento interactivo en el marco del trabajo de síntesis, presentado como Pangeosis.
El trabajo de síntesis se concibe para liberar la conciencia
colectiva. Se basa en el conocimiento y el control de la energía universal.
Se refiere a cada ser humano y a su responsabilidad.
Recurre especialmente a los líderes: políticas, sociales, económicos, profesionales, científicos, educativos y sanitarios y espirituales y religiosos.

Charlas-talleres-conferencias-armonizaciones

Convivencia de Pascua en abril: Almenara de Tormes (Salamanca)

en la casa de formación de los misioneros de la providencia

organización: Iñaki Mendizabal/Irun.

A consultar

En el blog de la escuela universal de la vida:

2016 A la puerta de la Gran Transición

miércoles, 17 de julio de 2013

El Espíritu de Verdad

Funcionamos según los límites de nuestras percepciones. Es decir, nuestra comprensión está condicionada y limitada según que hemos aprendido a tocar, ver, escuchar y sentir el mundo. El condicionamiento es una consecuencia de la polarización de la vida y su necesidad de diferenciación para evolucionar y sobrevivir a si-mismo.  La polarización es necesaria para que haya manifestación. La manifestación es al origen de resistencias que son, la causa de nuestros condicionamientos pero también de la diferenciación de la Vida. El problema del ser humano es que se pierde en todo eso.
Lo que evocaba la necesidad de reglas, leyes, dogmas, conceptos y sistemas con el fin de no perderse en esto labirinto de condicionamientos y para probar a reconstruir el Espíritu de Verdad y las fuentes de vida que son su origen. Esto condicionamiento y diferenciación se han acentuado más con la generalización de la
comunicación mundial. Esta comunicación provoca continuamente choques de verificación que conducen, ya sea a reforzar la convicciones y creencias existentes, ya sea a provocar une especie de saturación que se expresa en una relativización de todo, o por fin a poner en cuestión todas las diferencias et divergencias tratando de religarlas para recobrar una visión mas correcta que une a todo y todos.
Esta última reacción corresponde al trabajo del Espíritu de Verdad. Pone todo y todos de nuevo en su contexto justo y autentico del potencial del origen encima de las percepciones, interpretaciones y condicionamientos del ser humano. Pone la verdad, desviada,  parcelada y exagerada, de nuevo en el justo contexto del desarrollo del potencial del universo, que llamamos comúnmente el diseño divino o todavía la voluntad de su Principio Inteligente  Original: Dios (el Padre), Allah ou Brahman…
El Espíritu de Verdad contiene un dinamismo unificador que es vivo en todo y todos. Es El Principio de Información Inteligente Universal que es a la base de toda manifestación. Atribuye a cada manifestación y ser su razón o sentido de Verdad de existir con sus relaciones propias de interactividad en el conjunto de lo creado como un servicio al desarrollo del potencial del origen. PUES, NO SE PUEDE LEER  EL SENTIDO DE LA VERDAD DE CADA MANIFESTACIÓN MAS QUE DENTRO EL CONTEXTO  DE SU EVOLUCIÓN EN LA EVOLUCIÓN del CONJUNTO. Esto supone una conciencia adaptada y siempre más abierta a todo hacía alcanzar una conciencia encima de las condiciones de la vida planetaria o por encima de las condiciones limitantes de nuestra manifestación local. El Espíritu de Verdad pertenece efectivamente de la esfera universal o cósmica. Abre los horizontes de la percepción hacia la valorización de servicio que toda manifestación devuelve al conjunto.
La verdad l implica poder poner todos los datos juntos (sinthèmi en griego) o hacer síntesis. La única manera para poder leer la verdad en lo que se manifiesta, es  verla en la evolución del conjunto. Es  el conjunto de las experiencias et de las manifestaciones de la vida en el dinamismo evolutivo de sus relaciones mutuas que hace descubrir el sentido y la dirección de su perfección. Lo que invita a  tomar la justa distancia o el justo retroceso frente los ideales que hemos construido en base a nuestras experiencias propias para aprender a verlas en relación con las de  los otros y en el contexto del Espíritu de Verdad de la Vida Única y Universal. Lo que no solo permite el poner las diferencias en su justo lugar (o espacio) sino también en su juste nivel de evolución (o transición en el tiempo) y en fin en su justa intensidad de servicio (o fuerza de información o valor constructivo hacia la perfección) en la Gran Vida del Universo. Finalmente, El Espíritu de Verdad es la expresión de un acuerdo perfecto del “justo servicio de interactividad devuelto al conjunto. Es por tanto el Garante de relaciones justas en la Vida del Universo en su conexión con un lugar o espacio, una situación transitoria  y un grado de evolución en la dirección de una perfección. El Espíritu de Verdad no pone el carro delante los bueyes. Expresa la perfección de ideales realizados en el presente orientándolos hacia el camino de la mejor elección dentro el potencial infinito de la Fuente. Esto significa  una reorientación y una revolución espiritual total para  prácticamente todas las convicciones, corrientes y sistemas, en vigor en el mundo actual. Se trata de la liberación espiritual, tan profetizada y esperada.  Se trata de una iniciación colectiva en un realismo espiritual, nunca igualado. Hará bajar toda aspiración e idealismo hasta el nivel de su confrontación con el mundo de la manifestación concreto. Es la única manera para que el ser humano pueda evolucionar y elevarse hacia la perfección de su destino divino. 
Es una manera revolucionaria de funcionar al nivel de nuestra mente concreta. Efectivamente, es conectar el funcionamiento de su control con el mundo de los acuerdos evolutivos y dinámicos del nivel supra mental o espiritual concreto. Este nivel funciona según el principio de la perfección del servicio a la armonía global del conjunto. Las nociones del bien y del mal se relativizan también en este sentido, lo que es para nuestra mental concreta, condicionado par nuestras percepciones limitadas, inconcebible o por lo menos inaceptable.
El Espíritu de Verdad  no necesita reglas, dogmas, leyes, conceptos u institutos.  ES SIMPLEMENTE LA RAZÓN DE SER LA RAZÓN INTELIGENTE DE TODO Y DE TODOS. En Él los valores de servicio de las manifestaciones están unicamente reconocidos según la necesidad del contexto, del momento y de la conciencia de unión alcanzada por los seres, cualquiera que sea su nivel de manifestación. En realidad, todo y todos son una experiencia viva de Este Espíritu.  
Como toda manifestación necesita movimientos  cíclicos para evolucionar, el Espíritu de Verdad sigue estos movimientos para dar impulsos de evolución a las experiencias de su Vida Manifestada (en su cualidad de Espíritu indicador o Manu (mano) o Manito). Estos impulsos son, según la necesidad de la evolución, más o menos grandes, más o menos claros y más o menos aclaradores o liberadores. La conciencia del mundo entero está esperando  para estos tiempos a un impulso mayor que debería instruir y liberar el ser humano de los condicionamientos que bloquean su evolución en la verdad de su naturaleza. Se espera por tanto, reconociendo los ciclos de la vida, la aparición del Instructor del Mundo, llamado Maytreya (el ser amical o benévolo) para testimoniar de Este Espíritu.
La evolución cíclica del deseno divino de la fuente, por una parte, y la llamada desesperada del mundo dividido, por otra parte, se han fusionado al fin de la segundo guerra mundial para liberar la bajada de un nuevo impulso del Espíritu de Verdad. Para que su comunicación sea eficaz, serà necesario el encuentro de comprensión en el justo nivel, como el funcionamiento de las neuronas en nuestro cabeza. El problema del Mundo actual es su división por la separación del Espíritu Único en individuos que se pierden en su conciencia individualista de separación. Su necesidad para sobrevivir es encontrar una nueva unión con las fuentes de Vida que sola pueda realizarse por el despertar de la conciencia colectiva.
EL principio Inteligente de la Fuente  evoluciona por focalización de su Espíritu de Verdad hacia la receptividad humana. Va donde quiere et donde está llamado. Funcionamos como una televisión. Podemos recibir o no, ondas determinadas según que nuestra conciencia sea abierta y configurada. Así, el Espíritu de Verdad, a pesar de que sea disponible para todos, se focaliza hacia él y los que están dispuestos a formar las raíces del nuevo árbol de Vida que debe construirse.  
En el contexto actual,  con la necesidad de experimentar el principio de reunión de grupos para realizar la conciencia colectiva de nuevos acuerdos (o consenso), la focalización de este Espíritu no se reduce a una sola persona, ni a una solo institutión u organismo, sobre cuales  puede reposarse. La configuración actual de división profunda del Mundo, basada sobre fuerzas que dominan, separan y excluyen, también al nivel espiritual y religioso, es demasiado grande para permitir une liberación que depende de una sola persona. Eso no llevará hacia una liberación sino que mantendrá la continuidad de los viejos paradigmas de autoridad y de dependencia.
La focalización del Espíritu Instructor de Verdad es por tanto a la vez individual y colectiva para permitir un nuevo acuerdo de libertad y de responsabilidad entre individuo y colectividad. Lo que implica la necesidad de la elección libre de cada uno de la dirección del sentido a dar a su vida. Sin esta elección, la conciencia de la humanidad no podría evolucionar más.  
Sin embargo, la focalización del Espíritu de Verdad se orienta sobre todo hacia grupos o colectividades, sensibles a las nuevas necesidades de la evolución del ser humano. A su vez,  deberían confrontarse con la necesidad de valorizar de manera justa su relación de servicio y su eficacia en el conjunto, si quieren  evitar caer de nuevo en el sistema de exclusividad del mundo viejo. Es solo cuando la ley de las relaciones justas entre individuo y colectividad sea comprendida y practicada que la focalización del Espíritu Instructor de Verdad puede ser reconocida al nivel mundial con quién está llamado y dispuesto para guiar el Mundo hacia una nueva manera de actuar, de pensar y de expresarse. Estará la concretización de su iniciación en la CIENCIA DE SÍNTESIS.  Debido a que El Instructor Mundial de la Verdad  de la Vida Única será Iniciador de la ciencia de Síntesis, esta también anunciado como el Maestro de Síntesis (el Tibetano).
Todo eso corresponde a diferentes parámetros (lugares planetarios, condiciones de vida, historias individuales, familiares y colectivas, idiomas…). Expresan e instruyan, a través de coincidencias inteligibles, de una manera hasta ahora inaudita, la perfección del diseño divino y de su desarrollo  según el sentido lo más inteligente posible en lo que es manifestado y realizado según su voluntad de perfección.  
Una puerta de la Vida sobre la Tierra se cerrará pronto, ero una otra se abrirá ante todo para todos ellos y aquellas que eligen evolucionar hacia un mundo nuevo, mas armonioso con las fuentes de Vida, en un cielo nuevo con más de intensidad de luz. Elegir el Espíritu de Verdad  es libre para cada uno. Según su elección, las consecuencias serán más o menos felices.  El ser humano debe aprender o juzgar por si-mismo y sobre si-mismo para ser libre de todo y de todos que lo vuelven esclavo y lo alejan de la realización de su destino, que es al mismo tiempo su Origen.
El Espíritu de Verdad no baja para abolir o condenar lo que sea. Baja para que el ser humano sea más libre, responsable y consciente de la Gran Vida en lo que participa. Su finalidad es  descubrir su sitio y su destino en Ella, ajustando sus relaciones y el orden establecido en la perspectiva de un servicio al mayor bien de todos y de todo en lugar der estar sometido a intereses, sentimientos y convicciones que tienen como efecto de reforzar la ley de división. Esto implica que lo se ha hecho demasiado grande, disminuya y el que es demasiado pequeño, crezca;  que el que está en retraso, se instruye para recuperar su retraso y que el que es demasiado avanzado, ralentice; que el que domina, aprende a ceder su sitio y el que es dominado, aprende a participar; todo eso al fin de que todos volvamos solidarios sirviendo al mejor la armonía del conjunto.
Se trata de una grande revisión, de un ajustame y de un trastorno total  del orden establecido.
Conclusiones:
La bajado del Espíritu de Verdad provoca un cuestionamiento del sentido del funcionamiento del orden establecido, su autoridad y todas las evidencias que refuerzan o esconden la división entre el mundo del espíritu y de la materia, pero que son de hecho la causa de las crisis actuales.  Despierta la necesidad de descubrir nuevos horizontes, desplazamientos múltiples, y hacer nuevas experiencias para salir del peso ciego que reposa sobre la masa de la gente. Pide cambios en las relaciones y uniones familiares de toda naturaleza.  Todo eso tiene como fundamento la necesidad de correcciones en el desarrollo cíclico, previsto por la perfección del diseño divino, aunque si son a menudo mal comprendidas y mal orientadas.
Las resistencias en nombre del orden, de la seguridad, incluso en el nombre de valores espirituales serán múltiples. En efecto, el Espíritu de Verdad es difícilmente accesible para aquellos que se figan en el orden establecido y lo proyectan como incambiable en el futuro. Es también una amenaza para los sentimientos o las convicciones pasionales y en fin para todos los intereses, por muy nobles o espirituales que sean sus metas, pero que esconden de la supremacía, elitismo y exclusión. No podrán tener cabeza  en frente del Espíritu de Verdad que se despertara más y más.
El Espíritu de Verdad unirá progresivamente las personas y organismos de nueva visión, quien seguramente debería continuamente corregirse, pero que creará finalmente un orden dinámico nuevo, basado sobre más de coherencia, relaciones más responsables y participativas, la belleza del dinamismo de la colaboración y la armonía de la interactividad solidaria. La autoridad del poder actual que se impone, debería evolucionar hacia un poder que guida et orienta la masa hacia la participación a la construcción de una armonía nueva. Debe estimular la participación a la comunicación permanente y abierta (fórums)) del cual destilará los elementos que se revelaran lo más indicado para servir relaciones más justas y el proceso de la armonización en el conjunto.
De esta manera un nuevo equilibrio o alianza de fraternidad se creará entre el mundo de la manifestación en la materia y el mundo del Espíritu de Verdad que  es la razón de su existencia, su esencia y su sentido.  El mundo material sin El Espíritu de Verdad es una ilusión y El Espíritu de Verdad sin expresiones evolutivas sería incomprensible, intocable e inacabable. Sin esta unión, nada tendría un sentido, incluso de hablar o de escribir sobre ella.
El Espíritu de Verdad aporta las llaves (paracleto- para clef o llave), donde el Papa a Roma era el guardián, para abrir la puerta del mundo de la realidad superior del ser humano con su luz espiritual que contiene el reino de Dios.  Esta puerta de Asunción para la tierra debería abrirse al rededor del 15 de agosto 2013.

No hay comentarios:

las 10 dimensiones del universo

las 10 dimensiones del universo
Representación científica de la copa du Grial con las líneas que forman las cuerdas de síntesis o la fusión interactiva de toda creación

El camino al Padre-Madre de la Gran Vida

El hombre, al pensar en cosas mundanas, toma afición en ellas

El ser espiritual, al pensar en cosas celestes, supera a los límites de sus sentidos humanos para entrar en su naturaleza divina

De la afición del hombre nace el apego

De la liberación del ser humano divino nace el desapego frente las pasiones de las relaciones humanas

Del apego nace la codicia

De las justas relaciones con uno mismo, los demás y el entorno nace la gracia

De codicia nace la ira

De la gracia nace la paz interna y externa

De la ira, productora de decepción, nace la angustia

De la paz, productora de satisfacción, nace la alegría y de esta su madre: nuestra asunción espiritual

La depresión confunde la memoria, destruyendo la razón

La asunción espiritual aclara nuestra memoria por encima de la muerte, instruyéndonos en la síntesis de todos los talentos en el Principio de unión de nuestro Padre Divino: la extra-lucidez del oír, del sentir, del ver, del elegir y del discernir. Son las bases de la creación y de nuestra creatividad.

Unen nuestras pequeñas mentes con el entendimiento del amor inmenso que anima nuestro corazón con la luz del Espíritu-Madre de toda la sabiduría del Padre. Manteniendo está luz focalizada, nuestra alma se eleva hacia el Principio Padre-Madre Creador para despertarnos en la Luz de Cristo-Buda, que hace de nosotros hijos e hijas, manifestaciones de experiencias vivas de esta esta triple unión divina como, hermanos y hermanos divinos.

La estrella de Pascua

A ver en el blog de la escuela universal de la vida: La estrella de Pascua

Los chakras de la Tierra